Tanto si alquilas, como si financias o tienes tu propio auto, es obligatorio tener un seguro de auto. Sin embargo, para poder contratar un seguro, se aplican ciertas condiciones y restricciones en cada aseguradora contemplando que tienen diferentes tipos de factores para determinar tarifas para cada auto.

Maneja seguro

Para empezar, tu (y todos los conductores que desees incluir en la póliza) debes tener un permiso de conducir válido y ser residente en el país. Posteriormente las compañías de seguros para auto examinarán tu historial de conducción anterior para determinar la elegibilidad y las tarifas. Sin embargo, las tarifas variarán en función de si buscas una nueva póliza de seguro o si deseas renovar una ya existente. Otras restricciones de elegibilidad pueden surgir de casos anteriores. Esto también variará en función de cuándo se produjo la última sanción y de la naturaleza de la misma.

Otras consideraciones de elegibilidad:

Llamando a la aseguradoras

Pueden surgir otras condiciones de aseguramiento en función del tipo de vehículo, su uso y las personalizaciones o modificaciones realizadas en el mismo. Por ejemplo, si tu has modificado tu vehículo para mejorar tu rendimiento o apariencia, la mayoría de las compañías de seguros tendrían que evaluar el vehículo para determinar si pueden asegurarlo. Si piensas modificar tu vehículo, llama a la aseguradora para obtener mas información. Te informaran si los cambios que tienes previstos realizar podrían afectar a tu póliza.

Otros factores que también pueden impedir que una aseguradora te emita una póliza:

  • Tu vehículo tiene daños importantes sin reparar o se considera inseguro
  • Tu vehículo está alquilado o arrendado a otras personas
  • Se utiliza para carreras o competiciones

¿Cuánto cuesta el seguro de coche?

Factores-para-pagar-tu-poliza.jpg

Hay una serie de factores que determinan el costo de tu seguro de auto. Estos son 7 de los factores clave que las compañías de seguros tienen en cuenta a la hora de calcular la prima de tu seguro de auto:

  • Tu coche: La marca, el modelo y el año de tu coche pueden afectar a la prima de tu seguro. Esto determina el costo y el valor del coche, las características de seguridad y los costos de reparación.
  • La frecuencia con la que conduces: El número de kilómetros que conduzcas tu coche al año afectará a la prima de tu seguro.
  • Si utilizas tu coche con fines comerciales: Si utilizas tu coche con fines laborales (aparte de los desplazamientos), es posible que tengas que contratar un seguro de coche comercial. Tu negocio puede requerir un límite de responsabilidad mayor.
  • Tu historial de conducción (y el de todos los conductores que utilizan su vehículo), que incluye: El número de años que llevan todos con licencia. Las condenas por infracciones al volante (que incluyen las multas por exceso de velocidad). Los accidentes.
  • El lugar donde vives: Las primas suelen ser más altas en las grandes zonas urbanas y sus alrededores.
  • La cobertura que elijas: Cuanto más adecuada sea la cobertura, más costará asegurar tu vehículo.
  • Descuentos especiales: Pertenecer a un grupo preferente para profesionales y ex alumnos.

La mejor información sobre tarjetas de crédito y finanzas están a un clic